El jefe de Gabinete, Marcos Peña, confirmó que después de las elecciones del 22 de octubre habrá aumentos en las boletas de agua, luz y gas, aunque aseguró que hablar de “tarifazo es una percepción subjetiva”.

Tras destacar que “los porcentajes” de los aumentos serán “mucho más bajos que los que tocó el año pasado”, Peña afirmó que “lo que no hay es sorpresa”, sino “lo que hemos planteado, que es un camino gradual de ordenamiento del sistema tarifario para lograr que todos los argentinos tengan conexiones de gas y luz”.

Durante una entrevista en radio La Red, el funcionario consideró: “Lo que es correcto es que hay una audiencia pública del año pasado que estableció un cronograma tarifario que incluye un camino gradual de modificación tarifaria, pero eso ya fue anunciado y avisado hace tiempo. Tarifazo es una percepción subjetiva”.

De esta manera, el funcionario ratificó que el Gobierno prevé una serie de aumentos de precios en los servicios públicos y los combustibles tras el acto electoral legislativo. Algunos son por quita de subsidios y otros por el ajuste de tarifas congeladas que debían aplicarse durante el año.

Por otro lado, Peña le respondió al ex ministro de Economía Domingo Cavallo, quien aseguró que el modelo económico de Macri es similar al que él aplicó en la década del 90. “La autorreferencia de mucha gente en la Argentina es un problema… Yo no encuentro coincidencias”, advirtió el jefe de gabinete.

Peña recordó que en la década del 90′ hubo un “cambio fijo que ancló y generó un problema que se fue agrandando con los años, que fue la convertibilidad”. “Ahora con esta recuperación económica por cambio flexible por primera vez se está logrando una salida de la crisis y del populismo económico sin esa muleta artificial que es pan para hoy y hambre para mañana”, comentó Peña.