El Banco Central anunció que a partir del 1º de mayo, los billetes de 2 pesos saldrán de circulación y solo seguirán teniendo validez de curso legal las monedas de igual denominación.

“Por tal motivo, quienes tengan en su poder estos billetes podrán canjearlos por monedas en las sucursales bancarias o depositarlos en sus cuentas hasta el 30 de abril de 2018. A partir de mayo del año próximo, los billetes de 2 pesos carecerán de validez en forma definitiva”, sostuvo la autoridad monetaria en su comunicado oficial en el que también aseguró que dispone de monedas suficientes para abastecer a todos los bancos.

Según los registros del Banco Central, todavía hay en circulación 414 millones billetes con el rostro de Bartolomé Mitre en su reverso y que se emitió por primera vez en 1992.

Para despejar el temor a la falta de cambio, el Banco Central aseguró que “continuará proveyendo de monedas de 2 pesos en forma directa a empresas y cámaras comerciales, mediante la entrega de tambores con 100.000 monedas (fraccionadas en 200 bolsas de 500 unidades), pagadas a través de transferencias bancaria” y que los interesados en este servicio podrán dirigirse a operaciones.monedas@bcra.gob.ar para obtener mayor información.

“Al tratarse del billete de menor denominación, el papel de 2 pesos sufre un deterioro más veloz que el resto de los billetes. Esta dificultad se solucionará con el reemplazo por monedas, cuya vida útil es muy extensa”, explicó el Banco Central. Dentro del plan para mejorar la calidad del dinero circulante, a comienzos de este año la autordad monentaria puso en marcha un programa de destrucción de billetes deteriorados que permitió quitar del circuito económico más de 900 millones de billetes dañados o gastados de todas las denominaciones.

“La normalización total del dinero circulante en la Argentina es un proceso que llevará varios años y que, además del retiro del numerario deteriorado, ha incluido, entre otras medidas, la adecuación de la familia de billetes a las necesidades de la economía, con valores superiores a los 100 pesos, y la creación del canje interbancario de billetes a través de una plataforma electrónica. Este proceso se desarrolla en forma paralela a la expansión de los medios electrónicos de pago, uno de los objetivos centrales de gestión del BCRA”, concluyó el informe de la institución que preside Federico Sturzenegger.