El Ministerio de Hacienda dio a conocer este martes el Resultado Fiscal del Sector Público Nacional no Financiero (SPNF) correspondiente al primer mes del año que arrojó un déficit total de $25.889, pese a que el resultado primario fue superavitario por la baja del gasto público.

En enero, el SPNF registró un superávit primario -la diferencia entre ingresos y gastos corrientes- base caja de $3.929 millones, lo que representa una mejora del 9,5% respecto de igual mes de 2017. Sin embargo, debido a que los intereses de deuda crecieron 266% en términos interanuales hasta los $29.818 millones, el resultado financiero (o total) del mes ascendió a un déficit de $25.889. Esto implica un deterioro del 366% respecto de enero del año pasado.

Al respecto, desde la cartera que conduce Nicolás Dujovne aclararon que enero fue un mes en el que se juntaron una serie de vencimientos que hicieron que el pago de capitales alcanzara un valor atípico. Por ende, buscaron llevar tranquilidad al público informando que el peso de los intereses de deuda en todo 2017 ascendió a 2,2% del Producto Bruto Interno (PBI), dos décimas por debajo del 2,4% del promedio regional.

“A pesar del crecimiento mostrado en enero, el pago de intereses durante 2018 será de aproximadamente 2,2% del PBI, un nivel similar al observado en 2017. Cumpliendo las metas fiscales, el pago de intereses como porcentaje del PBI se estabilizaría a partir de este año. Por otro lado, en la comparación internacional, Argentina se encuentra por debajo del promedio de la región en cuanto a pago de intereses, lo cual se explica principalmente por el bajo nivel de endeudamiento relativo”, precisaron desde la Secretaría de Hacienda.

El crecimiento inusitado de los intereses de deuda, según explicaron fuentes oficiales responde a que:

En enero, el SPNF registró un superávit primario de $3.929 millones. Sin embargo, debido a que los intereses de deuda crecieron 266% en términos interanuales, el resultado financiero del mes ascendió a un déficit de $25.889, 366% peor que en enero del año pasado.
• “En enero se pagaron $ 9.500 millones en intereses al Banco Central (32% del total de intereses del mes) cuyo vencimiento era el 30 de diciembre de 2017. Dado que el día era inhábil, el pago se trasladó al 2 de enero 2018. En consecuencia, el análisis interanual compara un enero de 2018 que incluye este pago de intereses con enero 2017 que no lo incluyó por haberse hecho en diciembre de 2016.

• En el año 2017 se concentraron colocaciones de deuda en enero con cupones semestrales de intereses en enero y julio de cada año. Esto explica un incremento interanual inusual de $ 8.000 millones en los intereses de enero (27% del total de los intereses), algo que no se repetirá en los próximos meses”.

“También influyó el pago de intereses por títulos públicos emitidos durante 2017 y el incremento del tipo de cambio, que eleva el valor en pesos de los pagos en moneda extranjera”, precisó el economista Javier Alvaredo de la consultora ACM.

El resultado financiero se compone de dos partes: el pago de intereses y el resultado primario, que este enero fue superavitario gracias a que los ingresos totales ascendieron a $203.130 millones (19,3% más que en enero de 2016 y 27,7% si no se tienen en cuenta en la comparación los ingresos por el Blanqueo de capitales) mientras que el gasto primario fue de $199.202 millones (19,5%).

Los ingresos tributarios netos de coparticipación tuvieron un incremento de 16,9% interanual y fueron liderados por Créditos y Débitos (76%), el IVA (45%) y Contribuciones a la seguridad social (28,9%), todos ellos en línea con el comportamiento de la actividad económica.

Por el lado de los egresos, la Secretaría de Hacienda subrayó que el gasto primario tuvo disminución de 4,4% interanual. “Los Gastos de capital se contrajeron 40,1% i.a.. Los subsidios económicos mostraron una variación de 1,9% i.a., y en términos reales cayeron 18,5% i.a. En sentido inverso operaron las Transferencias corrientes a provincias que registraron una suba de 40,2% i.a., afectadas por una baja base de comparación dado que el gasto nominal de enero estuvo en línea con el promedio mensual de 2017”.

“Finalmente, las Prestaciones sociales crecieron 29,4% i.a., impulsadas por las Jubilaciones y pensiones (35,1% i.a.), las Asignaciones familiares (28,8% i.a.) y las Prestaciones al INSSJyP (44,2% i.a.). El gasto en Salarios tuvo un incremento de 20,4% i.a. y en términos reales representó una caída de 3,6% i.a., en línea con el comportamiento observado en los últimos meses”, agregaron desde Hacienda.

El comunicado oficial recordó que “Para 2018 se estableció una meta fiscal de déficit primario de 3,2% del PBI”. Para el primer trimestre la meta fijada es de 0,6% del PBI y equivale a $ 70.000 millones, mientras que para el segundo trimestre la meta acumulada es de 1,6% del PBI y, para el tercero, de 2,2% del PBI. El año pasado, el Gobierno había logrado sobre cumplir la meta de déficit primario.