El piloto de Salto, con su Chevrolet, festejó su séptimo título en la definición de este mediodía en la ciudad de La Plata. Terminó segundo -gracias una polémica maniobra entre Mariano Werner, de Ford, y Matías Rossi, de Chevolet- detrás de José Manuel Urcera, también de Chevrolet, que se quedó con la carrera.

La definición fue tan polémica que Rossi incluso estuvo festejando el campeonato durante algunos minutos después del final de la carrera, hasta que le comunicaron que Ortelli era el campeón oficial de la temporada. El clasificador de la ACTC falló en el cierre de la carrera y primero dio a Rossi, campeón 2014, como 21° en la clasificación final, con lo que le sacaba 2,5 puntos de ventaja a Ortelli. Pero a los pocos minutos desde la Comisión Deportiva anunciaron que Rossi finalmente había sido 24° y que, por lo tento, el campeonato pasaba a manos del Guille, que ya estaba en el podio.

Rossi elevó un reclamo formal por el bochornoso incidente, pero el título quedó por séptima vez para Ortelli.