Una triste noticia sacó del ATP 250 de Estoril a Juan Martín Del Potro: su abuelo materno falleció y decidió regresar al país para acompañar a su familia en este momento. El tandilense dejó el tenis de lado y emprendió su retorno después de su debut en Portugal.

La muerte de Francisco fue un golpe golpeó al tenista argentino que ayer había derrotado al japonés Yuichi Sugita por la primera ronda. El cronograma indicaba que mañana se tenía que medir con el norteamericano Ryan Harrison, pero finalmente eso no sucederá por su problema familiar.

La agenda de Delpo indica que el próximo certamen que lo tendrá como figura es el Masters de Madrid, mientras que antes de presentarse en Roland Garros, también tiene pensado acudir al de Roma.

Con la baja de la Torre de Tandil, el único argentino que quedaba en carrera en Estoril era Carlos Berlocq, pero el oriundo de Chascomús cayó 6-1 y 6-4 con el francés Richard Gasquet, por la segunda ronda del torneo.