Racing ganó tres puntos de oro en cancha de Banfield, rival al que superó por un punto en la tabla. Ahora, esperará por lo que hagan Estudiantes, Independiente y San Lorenzo para saber si se clasifica a la próxima Libertadores. Lo mismo hará el Taladro, al que sólo le resta rezar.

Con Boca y River ya clasificados a zona de grupos, la puja por el tercer puesto -que clasifica directamente a la fase de grupos- pone en acción a los cinco conjuntos mencionados. Newell’s y Lanús quedaron sin chances matemáticas, tras la victoria de la Academia como visitante.

Las apuestas están a favor del Pincha frente al descendido Quilmes: los platenses se apoderarán de la tercera colocación se le ganan al Cervecero el martes por la tarde. De todas formas, el fútbol es dinámica de lo impensado y todo puede pasar…

A la vez, Independiente se topará con un Granate que jugará sin presión, ya clasificado a la Sudamericana. En Avellaneda, el Rojo irá por tres puntos que lo hagan superar la línea de Banfield y alcanzar a Racing, a la vez que tiene la ventaja de tener la mejor diferencia de gol. El duelo entre conjuntos del sur del Gran Buenos Aires será el martes por la noche.

Al unísono en Córdoba, San Lorenzo visitará a Talleres. Al Ciclón no le queda otra alternativa que ganar y esperar. Sabe que con una victoria pasará al elenco banfileño y también a la Academia, ya que contará con mejor diferencia de gol (Independiente le lleva cinco tantos de distancia). Los cordobeses no tienen posibilidades de situarse en zona de copas.