A Defensa y Justicia lo despertaron de su sueño: quedó eliminado de la Copa Sudamericana tras caer en la tanda de penales con el Chapecoense en Brasil.

El Halcón había ganado 1-0 en la llave de ida de los 16avos de final disputada en Florencio Varela, pero perdió por la mínima el Estadio Arena Condá y debió dirimir toda su suerte desde los doce pasos.

El elenco de Chapecó pisó fuerte allí: el arquero Jandrei le tapó los disparos a Mariano Bareiro y a Daniel González para cerrar la clasificación a octavos de final de su equipo.

El delantero Túlio De Melo marcó con un impecable cabezazo el único tanto del partido a los 24 minutos del primer tiempo. Ese tanto terminó empujando la definición a los disparos desde el punto de penal, donde el combinado del debutante Nelson Vivas no pudo hacer pie.

Chapecoense espera ahora por el vencedor del duelo que emparejará a Flamengo y Palestino, que en el partido de ida tuvo como vencedor el combinado de Río de Janeiro por 5-2 dejando la llave casi sellada. La vuelta será el próximo miércoles 9 de agosto.