Belén Casetta pulverizó el récord sudamericano en los 3000 metros con obstáculos y se clasificó a la final del Mundial de Atletismo de Londres. Con un registro de 9m35s78/100, la atleta consiguió una actuación inolvidable en el Estadio Olímpico.

“Haber logrado el récord argentino y el sudamericano es un sueño lo que estoy viviendo. Ya estaba feliz de haber hecho el récord sudamericano, que era mi objetivo. Si venía la final, bienvenida”, expresó Casetta después de la serie.

“Me enteré [que estaba en la final] recién cuando estaba haciendo la pero me dieron la noticia y no lo puedo creer, estar dentro de las 15 mejores del mundo”, le dijo la corredora marplatense, de 22 años, a LA NACION.

“Ya estaba preparándome para eso. La concentración en la altura (en Cachi, Salta) me sirvió para eso. En Paraguay no se dio lo de conseguir la marca mínima y terminé entrando por clasificación. El objetivo era buscar el récord y aprovechar el nivel de estos mundiales, porque los 9m30s los corren a su ritmo, despacio. La idea era prenderme al primer pelotón y enfocarme en eso. Toda la serie estaba pensando en bajar la marca. Me pasó que en los Juegos Olímpicos no tuve un buen registro, pero ahora sí me saqué la espina de 2016”, amplió.

“Vamos a aprovechar. Hay que aprovechar estos torneos. A nivel sudamericano tenemos poca competencia, a lo sumo seremos cinco o seis chicas que corremos los 3000 con obstáculos. Hay que aprovechar, prenderse con el pelotón e ir bajar la marca. No es imposible la medalla, pero es díficil. Eso no lo puedo pensar ahora. Estoy contenta porque terminé muy bien y en los últimos 200 metros me di cuenta que podía bajar y ahí me tiré”, finalizó Casetta. después de mejorar su propia plusmarca.