Desde el arribo de Jorge Sampaoli a la Selección argentina, las esperanzas se renovaron para varios futbolistas. Y dentro de esa lista se destacaba Mauro Icardi, quien era uno de los más pedidos por el público durante los ciclos de Gerardo Martino y Edgardo Bauza.

El goleador del Inter comenzó a ser citado por el nuevo entrenador e incluso fue titular; sin embargo, su actitud durante esta gira amistosa generó malestar dentro del cuerpo técnico y en parte del plantel, según informó Fox Sports.

El capitán neroazzurro llamó y se bajó de los partidos contra Rusia (el sábado 11, en Moscú) y Nigeria (el martes 14, en Krasnodar) debido a una lesión en la rodilla derecha, sufrida en la igualdad 1 a 1 ante Torino en el Giusseppe Meazza. Sin embargo, el parte médico del club italiano minimizó la cuestión.

El parte médico de Mauro Icardi:

Mauro Icardi se sometió a estudios médicos esta mañana en el Humanitas Research Hospital de Rozzano.

Tras sufrir un golpe el domingo ante el Torino, los resultados de los estudios mostraron que el delantero nerazzurri no sufrió ninguna lesión importante. Únicamente presenta un moretón y una zona inflamada alrededor de su rodilla derecha.

Antes de volver a estar a la orden de Luciano Spalletti, Icardi tendrá que hacer entre 4 o 5 días de fisioterapia y completar un pequeño programa de entrenamiento individual.

En la Selección, no fue bien vista su actitud de bajarse “por un golpe” de esta gira, la cual consideran que es primordial para intentar asentar la ideología de juego de cara al Mundial. En cambio se valoró el compromiso de Enzo Pérez (molestia en la cadera) y Nicolás Otamendi (fractura en una mano y deberá ser operado), quienes acudieron pese a no estar en plenitud física.