Ya es oficial, Paraguay, Uruguay y Argentina trabajan de cara al Mundial 2030, certamen que sueñan albergar en relación al aniversario de los 100 de la primera Copa del Mundo, disputada precisamente en Uruguay. En ese marco, las tres naciones se reunieron en la Casa de Gobierno de Asunción para dibujar una ruta de tareas para trabajar de cara a la candidatura.

“Creo que los tres gobiernos tenemos las condiciones para trabajar y asegurar que esto sea hecho con toda la transparencia que nos piden”, sostuvo Jorge Faurie, canciller argentino, en declaraciones publicadas por el sitio de la presidencia paraguaya.

En el cónclave también participaron los presidentes de las asociaciones de fútbol: Claudio Tapia, de Argentina; Robert Harrison, Paraguay y por Uruguay, Wilmar Valdez. Allí se firmó un memorándum de entendimiento que “establece la cooperación de los gobiernos, a través de sus respectivos departamentos, a las asociaciones para coordinar un trabajo conjunto que tendrá por finalidad la presentación y postulación para la sede”.

Quienes llevarán adelante los trabajos para que la postulación sea atractiva para la FIFA serán las federaciones, pero contarán con el apoyo de los tres gobiernos. Para entonces, el Mundial ya tendrá la participación de 40 selecciones, 8 más que hoy en día. Por eso, que sean varios países los organizadores es un plus del gusto del presidente de la Casa Madre del fútbol mundial, Gianni Infantino.

El presidente de la Asociación del Fútbol Argentino, Claudio Tapia, dialogó con Infobae y calificó a la reunión como un “primer paso”. Además, se mostró entusiasmado por comenzar a armar “la estructura para trabajar de cara al 2030” y anticipó que en 15 días presentarán el proyecto ante el comité ejecutivo de Conmebol en Ecuador.