Pablo Pérez sigue estando en boca de todos. Y no porque haya sido el autor del gol del triunfo en la agonía del partido ante Talleres, que le permitió al equipo extender a nueve puntos la diferencia en lo más alto de la tabla de la Superliga, sino por su desaforado festejo a puro insulto hacia el plateísta que previamente lo había cuestionado.

El futbolista de Boca dialogó con ESPN FC y contó destalles de la noche que pasó en su casa con sus padres e hijos. También del reto que sufrió de parte de su mamá y del pedido de disculpas al hincha que lo insultó.

“Mi vieja me da un abrazo, un beso y me mira seria. Me dice: ‘¿Qué hiciste? ¿Cómo vas a gritar un gol así?’. La abracé, le di un beso y le dije: ‘Mami ya está, estoy recontra arrepentido’“, contó el capitán “xeneize”, quien había pedido disculpas en la conferencia de prensa tras el partido.

“A mi viejo le di un terrible abrazo porque hacía mucho que no lo veía. Me quedé re contento, después de hacer un gol así encontrarme con mi viejo y mis hijas jugando con ellos, fue una situación inmejorable. Eso me llevo de esta vida, el momento con mi familia. Es lo que me llena y lo más importante”, sostuvo.

Pablo Pérez también contó que llamó por teléfono al hincha que lo había provocado. Al saber que el simpatizante se había arrepentido en los medios, el mediocampista decidió contactarlo para mostrar la misma actitud.

“Lo llamé y le pedí disculpas. Él me dijo que no me insultó y yo le respondí que lo tomé mal porque vi eso y como estaba loco, la situación me superó. Quedó todo ahí y lo importante es que esto se pueda hablar, que tengo la posibilidad de pedirle disculpas a quién insulté y que no se lo merecía“, detalló.

Christian Alonso, es el hincha en cuestión, también declaró en Radio La Red y confirmó el llamado de Pablo Pérez. “Me llamó anoche para pedirme disculpas por el insulto. Demostró que es un líder”, aseguró.