Carlos Tevez rescató un empate para Boca en Brasil después de marcar un gol agónico en el 93′. Minutos antes se había adelantado Palmeiras con gol de Keno, pero el tanto del ‘Apache’ selló las tablas en el marcador y deja el grupo 8 muy igualado.

Boca empezó el partido con actitud, buscando llegar arriba con sus medios. Trataba de ir hacia delante con la pelota en el piso, siempre abriendo a la derecha para que fuese Pavón el que, con sus coducciones, llevase la iniciativa en la ofensiva xeneize. El dominio siguió siendo del azul y oro, pero su presencia en área contraria se fue cortando según pasaban los minutos.

La jugada con la que más inquietó el arco rival Boca fue con un centro desde la derecha de Jara que no consiguió rematar un ‘Wanchope’ Ábila, desactivado durante el primer tiempo. La sensación era que el xeneize dominaba, pero no logró plasmarla en el marcador. ‘Bebelo’ Reynoso trató de conectar el centro del campo con el ataque, pero no fue capaz de hacerlo con velocidad.

Felipe Melo, que tuvo que ser expulsado por varias acciones antideportivas durante el primer tiempo, fue uno de los hombres del partido. Lucas Lima estuvo desaparecido para Palmeiras, excepto en la última jugada del primer tiempo en la que Dudú le encontró desmarcado y estuvo cerca de convertir el que hubiera sido el primer gol del partido.

En la segunda mitad se vio a un Palmeiras más activo, buscando generar más, intentando involucrar en las jugadas a Keno y Lucas Lima. El primero fue su hombre más peligroso. Cuando se quitaba las cadenas, Keno deshacía la defensa de Boca a su antojo y hacía temblar a todos los aficionados xeneizes presentes en el Allianz Parque. A partir de ahí, el conjunto local fue más que el visitante.

Pese a ello, no logró plasmar esa superioridad en ocasiones a su favor. Sí que tuvo más llegadas, pero no tan claras. El conjunto argentino sufrió en esa segunda mitad, sobre todo físicamente. El esfuerzo pesaba en las piernas de los dirigidos por Guillermo y no logró despertar hasta que Tevez ingresó a la cancha.

Cuando el ‘Apache’ sustituyó a Cardona, Boca fue otro equipo. El ’23’ (recordamos que en la Copa Libertadores no puede usar el 32 porque el reglamento se lo impide) se colocó detrás de ‘Wanchope’ y desde ahí le dio frescura a las posesiones de los suyos. Supo descargar e interpretar el juego para que los ataques fuesen con sentido.

El empate parecía un hecho hasta que Guerra le robó la pelota a Jara y puso un pase a tres dedos milimétrico para que Keno, colocando simplemente el exterior, definiera ante un Rossi que nada podía hacer. Enloquecía así el Allianz Parque y se lamentaban todos los boquenses: habían remado tanto para nada. Pero los jugadores que estaban en el campo se lo creyeron y fueron a por ello. Pavón corrió un balón largo al que no llegó Antonio Carlos y su centro lo introdujo en la portería Tevez con algo de suspense.

Este resultado mantiene a Palmeiras como líder del grupo 8 de la Copa Libertadores. Los brasileños tienen 7 puntos. Por su parte, Boca es segundo con 5. Ambos se volverán a enfrentar dentro de dos semanas, el día 25 de abril, a las 21:45 en La Bombonera.