El gobernador de la Provincia, Gerardo Morales, inauguró en La Mendieta un sistema de agua potable con pozo de impulsión, obra que cubrirá una sentida necesidad de 4500 vecinos.

La ejecución del proyecto estuvo a cargo de la empresa estatal Agua Potable de Jujuy S.E, que sigue materializando el compromiso del Gobierno de la Provincia de llevar el vital servicio a cada rincón de la geografía jujeña, revirtiendo así las brechas de inequidad social y al mismo tiempo, restituyendo derechos y dignidad.

También estuvieron presentes, el presidente de la empresa estatal Agua Potable y Saneamiento de Jujuy, Víctor Galarza; el intendente anfitrión, Ricardo Farfán; la diputada nacional Gabriela Burgos, el presidente del Bloque de Diputados Provinciales de la UCR, Alberto Bernis; el legislador Fabián Tejerina, el titular del Concejo Deliberante de San Pedro, Miguel Bravo; los comisionados municipales de Río Grande, Alfredo Vargas; y de Rodeito, Eduardo Orellana; e invitados especiales, entre ellos, Mario Fiad.

En este escenario, Morales destacó que “este año tenemos aproximadamente cincuenta obras de agua potable en diversas localidades”, camino al objetivo de dotar de este elemental servicio a las 500 comunidades que anteriores gobiernos dejaron en el olvido y abandonadas a su suerte.

Remarcó que “estamos haciendo el esfuerzo que hay que hacer, para responder con hechos concretos a la consigna planteada por el presidente Mauricio Macri de llegar con agua al cien por cien de la población”.

El mandatario apuntó que “teníamos dos localidades sumamente complicadas” en referencia a La Mendieta y La Quiaca, debido a la escasa provisión y otros problemas técnicos.

“No nos quedamos de brazos cruzados y hoy tenemos la garantía de suministro de agua potable para La Mendieta”, subrayó y por este logro hizo un merecido y especial reconocimiento a los trabajadores de la empresa Agua Potable de Jujuy. “Hay un gran equipo de trabajo que cumple con su misión”, aseveró.

A su turno, Galarza recordó que “hace seis meses nos comprometimos a iniciar y terminar esta obra”, proyecto de compleja ejecución “porque no fueron pocas las dificultades que obstaculizaron su desarrollo, sin embargo hoy estamos cumpliendo en La Mendieta”.

Tras señalar que “la falta de servicio en esta localidad no es producto de la casualidad”, relató que “con el avance de la obra constatamos que el pozo tenía arcilla y poca agua, situación que años anteriores habría significado la paralización y el abandono del proyecto como tantos otros, pero ante la adversidad impusimos la prepotencia del trabajo”. “Buscamos geólogos y encontramos el lugar adecuado para hacer un nuevo pozo, con estación de bombeo y acueducto que inyectará agua en la red y a su vez llenará la cisterna”, resaltó Galarza y por estas razones la calificó como “una obra emblemática de este Gobierno”.

En otro orden, el intendente Farfán, manifestó que “hacía años que la comunidad esperaba una concreción de esta naturaleza, que es el resultado de la firme decisión política del gobernador Morales”.

“Hoy tenemos agua potable, un servicio largamente merecido”, concluyó.