Luego del anuncio del gobernador sobre el adelanto del aumento del 5% se concretó la reunión con los sindicatos estatales quienes rechazaron el proceder del Gobierno.

Los distintos sindicatos que integran el Frente Amplio Gremial se reunieron en la tarde de este martes con autoridades del gobierno luego de que Gerardo Morales anunciara el adelanto del 5% del incremento salarial para junio que impactará en el aguinaldo y expresaron su desacuerdo.

Al término de la reunión con los sindicatos, el ministro de Trabajo, Jorge Cabana Fusz, indicó que la situación es grave “nosotros sabíamos que iba a suceder esto y que los gremios harían su descargo por el aumento del 5%, anunciado previamente por el señor gobernador”, expresó.

Asimismo, sostuvo que ese porcentaje de aumento es lo que puede pagar el gobierno provincial de acuerdo a los ingresos que tiene.

Por su parte, los gremialistas se mostraron disconformes con el proceder del gobierno ya que consideran “una falta de respeto” el anuncio realizado previo a la reunión.

Así lo manifestó el secretario general de Upcn, Luis Cabana, quien destacó que debería haber un mecanismo de negociación.

En la misma línea, el secretario general de ATE, Matías Brizuela sostuvo que “no podemos participar de una mesa donde nos convocan cuando ya está todo definido”.

Brizuela indicó además que van a comenzar “un plan de lucha que nos permita decirle basta a estas imposiciones”.

En sintonía con lo expuesto por los sindicalistas, previo a la reunión Víctor Aramayo, secreatario de Apuap, afirmó que es “injusto y desubicado convocar a una reunión y previo informar lo que va a venir en materia salarial”.