Algo está pasando en la relación de Miguel Angel Pichetto y Mauricio Macri, que si se profundiza podría afectar una de las relaciones que más contribuyó a construir la gobernabilidad de la actual administración.

El jefe de los senadores peronistas parece haber llegado a algo parecido a un límite en su hastío por la polarización que inflan de la Casa Rosada y que hasta ahora ha otorgado como principal resultado que Cristina Kirchner tenga posibilidades reales de ganar la provincia de Buenos Aires, dificultando al peronismo más racional procesar un nuevo liderazgo.

Este martes, Pichetto convocó a una inusual conferencia de prensa en la que le marcó un nuevo límite al Gobierno: Rodeado de senadores anunció que su bloque -largamente mayoritario- decidió avalar la continuidad de Ruperto Godoy en el Consejo de la Magistratura, pese a que la Cámara en lo Contencioso administrativo ratificó su desplazamiento por no ser abogado.

Lo decidieron en una reunión de bloque este mediodía que, como anticipó LPO, Pichetto convocó de urgencia para bloquear el intento del Gobierno de desplazarlo y avanzar este mismo miércoles en la destitución del camarista Eduardo Freiler.

Es el segundo límite fuerte que Pichetto le marca al Gobierno -en sintonía con los gobernadores. El primero fue el respaldo a Julio de Vido, ante el intento por presionar al juez federal Luis Rodíguez, para que ordenara el desafuero y detención del ex ministro. “Pichetto no está para nada convencido de ayudar a Macri a que meta preso un peronista”, confirmaron a LPO fuentes al tanto de las negociaciones, anticipadas por este medio.

En su conferencia de este martes Pichetto fue contundente en su respaldo al senador sanjuanino: “Cuando asumió Godoy la obligación para ser consejero no exigía ser abogado. Eso lo exigía la ley anterior. La decisión de desplazarlo es arbitraria, de clara finalidad política para lograr una mayoría que no pudieron lograr de otra manera, por consensos”.

La mención a los consensos es clave. Pichetto como los gobernadores se cansaron de proponerle al gobierno una suerte de pacto de la Moncloa argentino que estabilice la actual gestión y permita encarar las reformas de fondo que necesita el país. La propuesta fue rechazada por el núcleo más cercano al presidente Macri, liderado por su consultor ecuatoriano Jaime Durán Barba.

Godoy irá este jueves al Consejo de la Magistratura con el recurso extraordinario que presentó ante la Cámara en lo Contencioso Administrativo para seguir ocupando el cargo hasta que finalice su mandato de senador, el 9 de diciembre próximo.

“Espero responsabilidad del Consejo de la Magistratura”, dijo Pichetto y recordó que “el peronismo es una mayoría importante en el Senado que ha actuado con razonabilidad y “mesura”, requisitos que dijo que espera que sean guía de los otros poderes del Estado, en obvia referencia al Poder Ejecutivo.

También levantó sospechas sobre el juez Enrique Lavié Pico, que emitió el fallo original para desplazar a Godoy ratificado por la Cámara. “Me llama la atención porque es el que definió que los jueces deben jubilarse a los 75 años”, sugirió.

Como explicó LPO, una de las opciones que evaluaban el bloque peronista y el propio Godoy era activar su reemplazo para evitar que antes del jueves la Cámara le rechace su apelación y Cambiemos avance en decisiones en la Magistratura, sin su voto.

Si eso ocurriera, el Gobierno podría gozar de una mayoría ocasional que le permitiera nombrar y remover jueces por un día.

Para evitarlo, el senador llegará con su apelación en la mano y se quedará sentado, por considerar que el fallo no tiene sentencia firme.

En un día muy movido, el propio ministro de Justicia, Germán Garavano, que fue al Senado a defender el proyecto de ley penal empresaria y no la pasó nada bien, defendió el desplazamiento de Godoy y lo vinculó con Cristina Kirchner.

“No reúne los requisitos y se lo puso por cuestiones políticas, para que sea un soldado que cumple órdenes y de hecho de ese modo votó el enjuiciamiento al camarista Freiler, donde lo termina protegiendo”, denunció Garavano.

Copyright La Politica Online SA 2017.