Andy Freire dejará el Modernización para dedicarse a la campaña de Vamos Juntos pero no renunciará. Se tomará un mes de licencia y luego de las PASO volverá al ministerio. El fantasma de una candidatura testimonial persigue al emprendedor, pero en su entorno aseguran que asumirá su banca en caso de triunfar, aunque difícilmente sea jefe de bloque, como pretendía.

Mientras que Macri tuvo que reacomodar el gabinete nacional por las renuncias de sus ministros que se postularán como diputados o senadores, en la Ciudad Andy Freire dejará su cargo por 30 días a partir del 14 de julio y reasumirá en Modernización en agosto. Volverá a partir un mes antes de las elecciones generales de octubre y regresará al ministerio hasta el 10 de diciembre.

“Es una decisión tomada en conjunto con el resto de los integrantes de Vamos Juntos, para respetar el marco de la campaña”, dijeron desde el Gobierno. “Si la gente acompaña con los votos Andy será legislador y está muy orgulloso de poder asumir en la legislatura y ser hombre de Horacio (Rodríguez Larreta) también en esta nueva etapa”, explicaron a LPO.

Sin embargo Freire parece reacio a dejar el Ministerio que marcó su llegada a las grandes ligas de la política. En la Legislatura porteña aún comentan recuerdan lo difícil que fue convencer al fundador de Officenet de suscribir su postulación a Legislador.

“Se atrincheró y no quiso firmar” la lista para diputados porteños. “Casi lo matan”, confiaron desde el PRO a LPO. Una vez confirmado como cabeza de la boleta Freire aseguró a quién quisiera escucharlo que reemplazaría a Francisco Quintana como jefe de bloque oficialista.

“Si dijo eso es que no entendió nada”, comentaron en el macrismo sobre sus pretensiones. “No se lleva bien con nadie, ni en el gobierno ni en la Legislatura. Maltrata a todo el mundo y encima no obtiene resultados”, enumeró un funcionario que sigue de cerca la trayectoria de Freire. “Maneja el Ministerio como si fuera una empresa”, agregaron.

Darle la jefatura de bloque a un dirigente sin ninguna experiencia política podría resultar un peligro en la Legislatura. Por eso los nombres de Daniel Presti o Agustín Forcchieri parecen opciones más realistas para dirigir a la alianza oficialista que busca tener mayoría propia.

Copyright La Politica Online SA 2017.