Johanna Picetti todavía puede seguir soñando con asumir su banca de legisladora. La Cámara Nacional Electoral (CNE) aceptó analizar apelación de la candidata rebelde acusada por maltrato infantil y el máximo tribunal decidirá su suerte en los próximos días. La funcionaria había sido excluída por la jueza María Servini de Cubría a pedido de sus compañeros de lista.

Servini de Cubría había rechazado el recurso presentado por Picetti para asumir su banca por considerarlo extemporáneo, pero Daniel Sabsay, abogado de la funcionaria, apeló la resolución y en la CNE le dieron luz verde al reclamo.

Los candidatos de Vamos Juntos habían pedido que la candidata fuera expulsada de la lista ante las denuncias por abuso y maltrato infantil. Días antes de los comicios Servini accedió al pedido y consideró “excluída” a Picetti. “Tener presente la decisión de la alianza vamos juntos y en consecuencia, tener por excluída a la ciudadana Joanna Picetti de la lista de candidatos a diputados nacionales para los comicios a celebrarse el 22 de octubre de 2017”, puede leerse en el fallo.

El 27 de octubre Sabsay presentó una escrito y apeló la decisión de Servini, quien cinco días más tarde rechazó la petición por considerar que se había realizado fuera de tiempo.

Desde el máximo tribunal electoral recordaron la importancia que otorga la Corte Suprema a una “adecuada notificación” para la realización de Justicia. “Resulta ineludible destacar que ‘la notificación de la resolución apelada, que se articuló a través de la alianza por dos medios, […] un correo electrónico y una carta documento solo con el sello de recepción de la empresa Correo Argentino’ no acredita la comunicación”, puede leerse en el texto publicado en Blog del Derecho.

“Tal circunstancia impide considerar eficaz la referida notificación, situación ésta que privó a la recurrente de acceder a la revisión de la resolución que -según afirma- la agravia”, explican los jueces Ricardo Dalla Vía y Santiago Corcuera.